Speechless!, Un espectaculo de luz, sonido y humor!




Cuando la compañía teatral La Fura Dels Baus vino a México hace más de 10 años con su "Fausto 2.0", el concepto de las artes escénicas adquirió un giro para los espectadores, muy probablemente no serían los primeros en hacer espectáculos multidiciplinarios, pero eran los primeros en hacerlo con una proyección mediática imponente. Actualmente se presenta con una fuerte campaña en medios el espectáculo "Speechless!", El viaje de un hombre en un mundo 3-d, dicho lema publicitario me resultó bastante atractivo y lo primero que me vino a la mente fue el espectáculo de La Fura Dels Baus. Al final de cuentas, nada era como yo lo imaginaba, afortunadamente no fue desalentador sino por el contrario. Como espectador, es decir publico, me considero una persona con un gusto bastante mediano, no soy una persona cualificada para emitir juicios técnicos ni especializados, este comentario debe considerarse como la experiencia de un espectador promedio.

Al llegar al Centro Cultural Telmex, la noche del jueves 3 de marzo, nos entregan el "programa de mano" y en él se habla de la trayectoria de Hanoch Rosenn, el protagonista de este espectáculo, y en el texto se aprecia lo siguiente:

"Hanoch Rosenn, creador, director y protagonista de esta historia, estudió en París con el padre de la pantomima, el maestro Marcel Marceau, además de Etienne Decroux, así como con la famosa Ella Jaroszewicz". Creo que eso debe decir algo respecto a este personaje.

Hanoch utiliza como principal punto de apoyo los efectos visuales de un juego de pantallas LED, y desde ahí hay algo que inquieta y cautiva; en cuanto al espectáculo podríamos decir que esta plagado de lugares comunes que rodean al estereotipo del mimo tales como la realización de planos, la caja que se cierra, la pared de cristal, las escaleras eléctricas, la barra horizontal, el caminar contra el viento o el tornado, la cuerda tensa, en fin, palabras más, palabras menos, resultó ser lo que yo no quería ver precisamente, pantomima (esto lo digo en el sentido de que yo iba con una idea muy diferente); sin embargo, el espectáculo terminó por cautivarme, emocionarme, reír en demasía, y sobre todo, quedé con las ganas de volver a verlo.

Príncipe o no Príncipe

Uno de los errores garrafales que tienen las compañías de marketing es utilizar títulos baratos, comparativos y fuera de la imaginacion como: El Rey del Pop, La Reina del pop, El Rey del Rock, La novia de México, El poeta del pueblo, entre muchos otros que resultaría hilarante analizarles, de esa manera, uno de los errores que se puede generar con el trabajo de una persona es compararle con otro, sobre todo si ese otro a generado una trayectoria mundial incuestionable, tal es el caso de Marcel Marceau, referencia obligada dentro del género, y tan errático es compararle con esta institución escénica como errático fue colgarle títulos calificativos a Henoch que no vienen al caso.

Es evidente que en toda disciplina artística hay ciertas tablas, técnicas o normas que existen en cada área, y seguirlas es una cuestión de mantener una tradición que para muchos es sagrada, hablamos de los puristas, clásicos o conservadores que los hay en todas las áreas o aspectos de la vida. También los hay quienes son todo lo contrario, los innovadores, los que experimentan, los que transgreden, realizan híbridos y que puede ser hasta ofensivo para los primeros; la validez de hacer experimentos es una cuestión de enfoques, de gustos, de necesidad creativa o, incluso, de las necesidades económicas. Las opciones existen, están hay para ser consumidas y experimentarlas en un mundo libre.

En resumen

"Speechless!" de Hanoch Rossen es un espectáculo, no sé si se le pueda decir de pantomima, como lo señala el programa de mano, lo cierto es que es un espectáculo escénico de luz, sonido, elementos de mímica y mucho humor (bueno, consideren que soy de risa facil), que no dudaría en recomendar, en que el costo esta muy justificado, y que no dudaría en volver a verlo. Por cierto Hanoch fue muy cálido con el público al grado que se despidió de mano de casi medio foro, muy emotivo, algo que te llega, y que habla de la humildad del artista, llamese como quiera llamarse.



Recuerda la ética entre bloggeros, si copias información cita la fuente, Gracias.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Simón Simonazo y la adolescencia perpetua.

Lentes 3D - El diseño y los lentes hacen la diferencia. Cinepolis vs Cinemex

“¿Cómo ves?”, Una película de Paul Leduc.